Traqueobronquitis infecciosa canina | Hayato Kumi

Traqueobronquitis infecciosa canina

La traqueobronquitis infecciosa canina o tos de las perreras es una de las enfermedades infecciosas más frecuentes en perros. Afortunadamente, en la mayoría de casos no es seria y se resuelve por si sola en 1 ó 2 semanas. Pero debido a que algunos perros desarrollan complicaciones que pueden amenazar su vida, usted debe tomar precauciones para impedir que su perro se contagie ya que es una enfermedad altamente contagiosa.

Causas

La tos de las perreras puede causarse por varias bacterias aerotransportadas diferentes (como Bordetella bronchiseptica ) y virus (como parainfluenza canino) o un mycoplasma (un organismo que se encuentra en algún lugar entre un virus y una bacterias). Tipicamente, más de unos de estos agentes patógenos debe atacar al perro al mismo tiempo para disparar la enfermedad. Tal ataque es más probable cuando un perro pasa mucho tiempo en una habitación pequeña en estrecho contacto con muchos otros perros. Los perros que atienden exposiciones caninas, que viajan frecuentemente, o que dejan en guarderías caninas tienen un riesgo mayor de desarrollar la tos de las perreras que los perros que pasan en casa la mayor parte del tiempo.

Síntomas
http://www.veterinario-vetersalud.com/portada-veterinaria/gripe-canina-sintomas.gifTos paroxística.
El síntoma más característico es una tos extremadamente aparatosa debida a la traqueitis. Esta tos está a menudo asociada a expectoración.
La tos puede ser más aparente por las noches ( pudiendo ser un problema para poder dormir con la mascota en la misma habitación ) y cuando el perro se mueve o excita. En general los perros comen bien y están contentos.

Expectoración.
Síntoma asociado a la tos paroxística.
Los dueños describen que le perro parece que quiere expulsar algo y explican al veterinario que parece ” que su perro tiene algo en la garganta “.

En algunos casos los perros pueden presentar signos más graves. Si un perro con traqueobronquitis infecciosa deja de comer, tiene fiebre o está muy triste hay que acudir al veterinario para valorar correctamente su estado. Estos perros pueden presentar descarga ocular o nasal y desarrollar bronquitis o neumonía.

 

Diagnóstico

Su veterinario puede diagnosticar tos de las perreras por medio de un examen físico y la historia clínica.Lal tos es muy característica y se puede provocar fácilmente masajeando la laringe o traquea del perro. Pero si el perro está deprimido, febril y/o echa una descarga espesa amarilla o verde por la nariz; o tiene sonidos de pulmón anormales, su veterinario puede querer realizar otras pruebas tales como un recuento globular completo (CBC), una radiografía torácica, y un análisis de laboratorio de los microorganismos que habitan las vías aereas de su perro. Estas pruebas pueden ayudar a determinar si el perro ha desarrollado neumonía u otra enfermedad infecciosa como el moquillo .

Prevención

La inmunización puede ser una parte importante en un programa de prevención de tos de las perreras y está recomendada. Pero al ser la enfermedad causada por múltiples organismos- haciendo complicada la inmunización efectiva ,usted debe enfocarse en minimizar la exposición de su perro a los organismos causantes de la enfermedad. No comparta los juguetes de su perro o su comedero o bebedero con perros desconocidos. Y si su perro está en una perrera o en un ring, asegurese que está adecuadamente ventilado para que los microorganismos sean así aerotransportados hacia fuera.

Tratamiento

Si su perro es diagnosticado de tos de las perreras, su veterinario prescribirá probablemente un antibiótico para ayudar a impedir cualquier infección bacteriana secundaria y un antitusivo. Pensamos que en casos persistentes de tos de las perreras, el uso de un antibiótico relativamente nuevo , suele ser efectivo. Esta medicación es muy efectiva en el tratamiento de las formas mycoplasmáticas de traquobronquitis. Por supuesto, antes de administrar cualquier tratamiento, es imperativo que se efectúen un examen veterinario y un diagnóstico apropiados.